Logo Lozada Viajes

¿Pensando en vacaciones? Hay promociones para vos

INSPÍRATE

Morro de São Paulo, un destino para descubrir caminando


Tan sólo a 60 Km de la capital bahiana Salvador se avecina la isla de Tinharé, zona conocida como Costa do Dendê. El paradisíaco entorno nos invita a descubrir Morro de São Paulo, una villa que vive, sueña y vibra al ritmo de tus pies. Este pequeño pueblo peatonal, donde los autos no pueden ingresar, fascina a visitantes de todo el mundo con muchas opciones de playa, historia, naturaleza y vida nocturna. Lozada Viajes te invita a recorrer esta guía para el viaje que estabas necesitando. 


Llegando al muelle del Morro de São Paulo, se sube a la rampa y se cruza el Portaló, la puerta de entrada a un lugar cargado de historias encantadoras sobre sus playas y monumentos.

Hacia la izquierda se desprende el camino que te guiará hacia la fortaleza. Un conjunto de baterías y fuertes construidos en los siglos XVII y XVIII para defenderse de las invasiones holandesas y proteger la llamada "Bahia de todos los Santos". Estos monumentos de la época colonial de Brasil son considerados uno de los mayores conjuntos defensivos del país; y ofrecen unos de los atardecer más bonitos de toda la bahía cuando en la inmensidad del mar se funden los colores del cielo y las aguas calmas olvidando las historias de batallas y remplazando las explosiones por la silueta de los delfines.  

 


Si continuamos nuestro camino hacia delante de la puerta de entrada nos encontraremos con la ladera que da hacia la Iglesia Nossa Senhora da Luz y el camino hacia el Faro. El Faro de Morro de São Paulo fue construido en 1855 y desde la cima se puede visualizar toda la villa, sus paseos y las playas paradisíacas de aguas cristalinas y palmeras de cocos. De aquí se pueden tomar las postales más bellas de Morro de São Paulo. Actualmente el faro es mantenido por la marina de Brasil, su frecuencia intermitente es automática y se enciende a las 18hs todos los días. Para llegar al faro debemos seguir por el sendero que se abre camino en frente de la Iglesa Nossa Senhora da Luz durante 10 minutos. A la derecha existe un mirador desde donde se puede ver la tirolesa sobre el agua más grande de América Latina.

 

 


En el centro de la villa se encuentra la Plaza Aureliano, donde todas las noches sucede la feria de artesanía local. Y desde allí se extiende la calle principal donde se encuentran las posadas, restaurantes y tiendas. Un paseo por la villa es obligatorio para entrar en clima brasilero y sentirse como un local. Aunque para no sentirse lejos de casa te recomendamos caminar hacia adentro por la Rua da Fonte Grande donde te encontrarás en "Seu Bozhinho" una panadería bien argentina atendida por Daniel, quien se encarga de encantar a nativos y turistas con sus delicias al lado de la Fuente Grande, otra atracción turística que querrás conocer.

Dentro de las increíbles historias de este lugar, se encuentra la de la Fuerte Grande, construida en 1746 para abastecer de agua. Se cuenta que es conocida como la Fuente del Emperador porque D. Pedro II visitando la isla en 1859 tomaba baños con su amante la marquesa de Santos allí. 


En Morro de São Paulo las playas son conocidas por su orden numérico, Primera Playa, Segunda Playa, Tercera Playa, Cuarta Playa y Quinta Playa o Playa del Encanto como también es llamada. Cada una ofrece algo distinto; la Primera Playa es ideal si estás pensando en viajar con niños, es donde van las madres nativas a jugar con sus hijos y es el lugar ideal para practicar deportes acuáticos. Surf, buceo, wakeboard, y es la playa de llegada para quien desciende de la tirolesa situada en lo alto del Faro. La Segunda Playa es donde encontramos movimiento y diversión durante el día y la noche. Tal vez la más frecuentada, famosa por sus bares y música en vivo que adoran los más jóvenes. Si estás en búsqueda de fiesta, deportes y bullicio esté es tu lugar para pasar desde la tarde hasta el amanecer. Doblando a la esquina ubicada en la Isla de Saudade y con gran variedad de hoteles y restaurantes nos encontramos con la Tercera Playa. Nuestro concejo: alquilar un kayak para remar en las tranquilas aguas y ver peces y corales de todas las formas que existen.

La Cuarta y Quinta Playa son más apartadas y consideradas semi-desiertas ideales para aquellos que disfrutan estar solos y relajados en compañía de algún libro o disfrutar una siesta en la sombra. Un oasis de calma, silencio con una densa vegetación nativa. Aquí hay excelentes opciones de resorts, hoteles que ofrecen una gran infraestructura. 

 

Segunda y Cuarta Playa


Además, en la misma isla existen otras playas: Porto de Cima, Porto de Pedra, Gamboa do Morro, Garapuá y Pratigi. Como en Morro de São Paulo no existen autos la recolección de basura se hace en un tractor todas las mañanas para mantener el ecosistema y la vegetación cuidada. Existe también una ambulancia en el puesto de salud que por alguna eventualidad entra a la villa. Y, algunos hoteles de la Cuarta y Quinta playa realizan traslados en auto de sus huéspedes por una calle paralela que no es vista por los turistas. 

Esta isla de Bahia ofrece a los visitantes de todo el mundo las vacaciones que deseen. Desde la tranquilidad y los servicios de grandes hoteles para la familia; hasta la diversión en fiestas, albergues, casas ecológicas y hoteles económicos. Este fascinante lugar es para todo tipo de turistas.  

Encontrá las mejores ofertas en nuestra web, o si preferís consultá en tu Casa Lozada
más cercana o llamá al 0800 555 6923. Nuestros agentes estarán encantados de asesorarte.